Estamos en el nuevo sitio: EL BLOG DEL MORSA - HTTP://WWW.ELMORSA.COM

la marina se pronuncia por el caso fokker

la marina de guerra del perú se pronunció hoy día por el caso del fokker caído. nada sobre un informe oficial (con sellos y todo) encontrado en estados unidos, nada sobre el maltrato a los familiares de las víctimas.



¡pero si la marina es perfecta! ¿acaso dudaron alguna vez de una institución más transparente? ¿les cuesta demasiado pedir disculpas por una negligencia que existió flagrantemente (avión defectuoso, piloto sin experiencia de vuelo).

ese comunicado oficial es sinceramente un insulto a la memoria de los aliancistas y la hinchada en general...

MINISTERIO DE DEFENSA - MARINA DE GUERRA DEL PERU

COMUNICADO OFICIAL Nro. 15 - 2006 - MGP

1.- Ante las informaciones propaladas la presente semana en relación con el lamentable accidente aéreo del avión Fokker F-27, ocurrido el 8 de diciembre de 1987, la Marina de Guerra del Perú cumple con informar a la opinión pública lo siguiente:

a.- Como es de conocimiento público, el accidente ocasionó la irreparable pérdida de vida de 43 personas, incluyendo miembros de la tripulación del avión, siendo el único sobreviviente el piloto de la aeronave.

b.- Ocurrido el accidente, la Marina de Guerra del Perú activó los procedimientos administrativos vigentes, conformando la Junta de Investigación de Accidentes, instancia que emitió su Informe - al que hace alusión el reportaje - el mismo que fue tramitado a través de la Comandancia de la Fuerza de Aviación Naval a la Inspectoría General de la Marina, máxima instancia de control de la Institución. El citado Informe, preparado de manera profesional, fue la base de las investigaciones posteriores efectuadas por una Junta de Alto Nivel y una Junta de Investigación Administrativa, designada por la Comandancia General de la Marina. Lo actuado por las citadas Juntas permitió a la Marina de Guerra del Perú emitir un Informe Final sobre el accidente.

c.- El mencionado Informe Final del accidente fue remitido al Ministro de Defensa, quien a su vez lo elevó al Presidente de la Cámara de Diputados y a la Presidencia del Senado; señalándose en el texto del mismo los pormenores del estado del material y las horas de vuelo del Piloto y resto de la tripulación, concluyéndose que el accidente fue causado por error humano, lo cual es totalmente coincidente con el Informe de la Junta de Investigación de Accidentes aludida en el citado espacio televisivo. Ello no hace más que demostrar la transparencia y claridad con la que actuó la Marina de Guerra.

d.- Paralelamente, la Empresa aseguradora realizó de manera totalmente independiente la investigación del accidente y el peritaje técnico correspondiente, habiéndosele proporcionado la información de registros técnicos y operativos de la aeronave y de su tripulación que nos fuera solicitada. La investigación del asegurador concluyó con su aceptación de asumir la ejecución de la póliza, lo cual es el mejor testimonio de que tanto la operatividad de la aeronave como la habilitación de su tripulación respetaron los requisitos de suficiencia establecidos y requeridos por las normas técnicas aplicables.

e.- Adicionalmente, la Marina de Guerra del Perú apoyó activamente en las gestiones ante el Supremo Gobierno para el otorgamiento de una pensión de gracia con carácter vitalicio por el monto de una Unidad Impositiva Tributaria, orientada a los deudos de los 30 deportistas integrantes del Club Alianza Lima, habiendo el Congreso de la República emitido en el mes de junio de 1988 las Resoluciones Legislativas correspondientes, las que a la fecha se encuentran vigentes.

2.- En tal sentido, la Marina de Guerra del Perú en salvaguarda del honor Institucional, así como del de las personas afectadas por las informaciones propaladas – como son el Ministro de Defensa, el Comandante General de la Marina y el Comandante de la Fuerza de Aviación Naval de la época – quienes ya han fallecido, se ve en la necesidad de rechazar las imputaciones vertidas y puntualizar principalmente lo siguiente:

a.- La Marina de Guerra del Perú no ocultó el Informe de la Junta de Investigación de Accidentes, ni los miembros de dicha Junta lo hicieron por propia iniciativa. El Informe aludido estuvo recogido en el Informe Final que fue entregado a las Autoridades Políticas, Administrativas y Judiciales competentes; por lo tanto, el programa televisivo mencionado no ha aportado ninguna “verdad” ni tampoco nada nuevo a todo lo conocido sobre esta tragedia.

b.- Los familiares de los fallecidos fueron tratados por la Marina de Guerra del Perú con el mayor de los respetos y con las exigencias mínimas de seguridad e identificación que tenían que ser cumplidas para acceso a las instalaciones navales, considerando que en la época en que ocurrió el accidente estaba aún en efervescencia el fenómeno terrorista.

c.- Los deudos fueron indemnizados. La póliza de seguro cubrió las indemnizaciones correspondientes, las cuales fueron pagadas a los familiares. Aquellos familiares que no hicieron uso directo de la póliza y que acudieron al Poder Judicial, fueron indemnizados de acuerdo al dictamen correspondiente emitido por la Judicatura.

3.- La Marina de Guerra del Perú deplora profundamente que, luego de 19 años de ocurrido un penoso y lamentable accidente, se hayan propalado, una serie de imputaciones carentes de fundamento, habiéndose reeditado dolorosas escenas ocurridas que afectaron no solo a los deudos sino a toda la Nación. Finalmente cumplimos con reiterar a la opinión pública y a la ciudadanía en general que la Marina de Guerra del Perú ha sido, es y será la primera en lamentar la tragedia ocurrida que produjo la irreparable pérdida de vidas de peruanos con juventud y promisorio futuro.

La Perla,13 de octubre 2006
perútags:

1 comentarios:

  1. Es indignante como la Marina puede mentir tan descaradamente aun sabiendo que el pueblo peruano ya conoce la verdad que ellos pretendieron mantener oculta por dos décadas.
    Y no dice nada de cómo el Informe salió del país.

    Con razón Giampietri jura y rejura que aquí no pasó nada.
    Parece que en algún momento de su formación militar les meten un chip para trastornarles el cerebro. No hay otra explicación.

    on 4:54 p. m.