Estamos en el nuevo sitio: EL BLOG DEL MORSA - HTTP://WWW.ELMORSA.COM

¿qué pasa en barranco? se cae la casa delfín

que barranco es uno de los distritos con afluencias de turistas, es conocido. barranco, distrito bohemio.

claro. pero también uno de los distritos con una belleza arquitectónica envidiable. cada vez más casonas y pasajes son registrados como patrimonio inmueble. uno de los últimos ha sido el malecón de los ingleses, del cual hemos informado ya.

la política liberal de martín del pomar, de entregar y vender cuanto pueda del distrito, ha hecho que en los últimos años proliferen cada vez más edificios, perdiendo espacio y aire público, la posibilidad de tener un malecón. además, según la noticia que vamos a reseñar, son inclusive inseguras, provocando fracturas y rajaduras a los vecinos. ¿la última víctima? la casa del artista víctor delfín. esta noticia la hemos tomado de la revista caretas, de hace dos semanas:

Empresa constructora amenaza destruir casa del reconocido artista Víctor Delfín, declarada Patrimonio Cultural de la Nación por el INC.

Al Borde del Abismo

La casa-taller barranquina del escultor Víctor Delfín adquirió vida propia con los años (según él, es la mujer que más ha amado), auspiciando, entre otras cosas, a la chatarra como arte y a la tradición como inspiración. El año pasado, Bragagnini Constructores S.A.C. anunció la construcción de un edificio en el lote vecino. Ahora, a pesar de las advertencias escritas, muro, mural y suelo, de la casa-taller, se están resquebrajando amenazadoramente.

Había sobrevivido a muchos terremotos y temblores. Pero cuando la constructora Bragagnini empezó la excavación de una profunda zanja para cimentar su nuevo edificio, la casa-taller de adobe y quincha de Víctor Delfín prácticamente se partió en dos.

Antecedentes
En setiembre del 2005, el escultor había recibido una carta de Bragagnini Constructores en la que le informaban sobre la inminente construcción de un edificio de departamentos al lado de la casa- taller en la que vive y trabaja hace casi cuarenta años. “Estamos concientes de los inconvenientes que toda construcción causa para los vecinos”, decía, “y les ofrecemos tomar todas las medidas preventivas del caso”. Delfín, que fue albañil antes de ser escultor, pidió los planos para asegurarse que no dañarían las estructuras de su casa, considerada Patrimonio Cultural de la Nación desde hace más de diez años. No se los dieron y pidió apoyo a la Dirección de Patrimonio Histórico del Instituto Nacional de Cultura (INC).

En diciembre, el INC solicitó a Gina Gálvez, gerente municipal de la Municipalidad de Barranco, los planos del edificio. Un mes después, éstos parecían tener la condición de documento clasificado, aunque el INC aseguró a Delfín que la constructora tenía licencia de construcción de la municipalidad e incluso le informó sobre un acta de compromiso suscrita con Bragagnini para que se tomaran las precauciones debidas.

En enero, el INC comprobó que las grietas longitudinales que ahora dividen la casa-taller no son precisamente obras de arte y ordenó a la constructora paralizar la obra por “negligencia grave o dolo en la conservación de los bienes del Patrimonio Cultural de la Nación”. Bragagnini paralizó la construcción hace apenas dos semanas, y para evitar la multa por su negligencia (que llega hasta 1,000 Unidades Impositivas Tributarias o S/. 3´400,000), convocó al arquitecto restaurador Jorge Arrego Vargas (responsable del remozado Palacio de Gobierno) para que inspeccionara la casa de Delfín y presentara un estudio técnico para arreglarla.

Arrego, luego de ver la casa, declaró a CARETAS que el “problema es bastante serio”, pues tiene sus raíces en la cimentación, que ha sido desplazada por la excavación contigua realizada sin las precauciones del caso. Para sustentar el proyecto, asegura que necesitaría un complejo estudio que le tomaría alrededor de 45 días, y la ejecución de la obra demoraría un par de meses. Sin embargo, “me llamaron para hacer una cosa muy a la ligera, y yo no me iba a prestar a hacer una tontería”. Ergo, no lo volvieron a llamar. Pero, según el INC, Bragagnini, en tiempo récord, ya presentó un proyecto de “restauración”. Delfín asegura que él tiene la última palabra, y solo aceptará a un profesional imparcial de la talla de Arrego.

Los daños también alcanzaron el mural de azulejos que el artista construyó hace más de 40 años en la pared interior de su casa. La Asociación Peruana de Artistas Visuales consiguió que el Indecopi presente una denuncia contra Bragagnini por violación al derecho moral de la integridad de una obra de arte.

Arquitectura del ruido
Que arreglen la casa y el mural no quiere decir, sin embargo, que el edificio no será construido: la zonificación lo permite y la municipalidad aprueba este tipo de proyectos. Lo singular es que los delegados del INC que revisan tales proyectos parecen no poner los reparos necesarios cuando está involucrado el Patrimonio Nacional. Y esto ocurre no solo en Barranco sino también en Chorrillos.

Delfín, apoyado por la congresista Elvira de la Puente y por el ministro de Educación, el arquitecto Javier Sota Nadal, sostiene que debería existir una norma que establezca que, “donde haya un vestigio cultural o un patrimonio, el INC debe ponerse de acuerdo con la municipalidad para que no sucedan estas barbaridades”.

La casa de Delfín, así como la arquitectura tradicional de Barranco, podrían ejemplificar eso de que la arquitectura es música congelada. Sin embargo, parecen ser los mismos arquitectos quienes se han olvidado de la música para convertir la ciudad en la inmovilización del ruido. Y el mar, que empieza a ocultarse a sus espaldas, podría ser su único silencio. (Diana Kisner).



perútags:

2 comentarios:

  1. Anónimo said,

    es sabido lo sinverguenza que es este senor Delfin, por lo que seria bueno que se investigue un poco mas el tema para ver si es verdad o solo esta usando la prensa para lograr un beneficio economico.
    Este senor en el ano 1999 contrato con mi madre para que hacerle una escurltura determinada y despues de varios requerimientos se limito a decirle que entrara a su casa y escogiera una para con eso cumplir con el trato, como ven es un sinverguenza por lo que seria bueno que se investigue y coorrobore lo que dice este senor

    on 10:49 a. m.


  2. Anónimo said,

    Que sea Delfin un sinverguenza o no respecto a su oficio como artista es irrelevante a este caso especifico. Yo vi las fotografias de las grietas en su casa en una revista y realmente es tremendo lo que hicieron los de la empresa constructora. No olvidar el principio de la falacia ad hominem: quitarle razon a un argumento no por fallas, errores o inconsistencias en el mismo argumento, sino atacando a la persona en otros aspectos

    on 10:14 a. m.